El verano, especialmente los meses de junio y julio, sigue siendo la época favorita de los españoles para casarse. Aunque el buen tiempo suele acompañar en estos días, haciendo que la ceremonia luzca mucho más, irse de boda en los días de más calor del año tiene sus inconvenientes. Así que no te pierdas nuestros consejos y tendencias para bodas de verano.

Consejos para bodas de verano

Siendo el verano la época más calurosa, más vale no celebrar la boda a medio día, sino hacerlo por la tarde, aprovechando las horas más frescas. Los invitados lo agradecerán, pero la novia es quien más puede sufrir, ya que el calor y los nervios pueden hacer que sude el doble. Por eso le recomendamos un vestido lo más ligero posible y maquillaje antitranspirante. Tonos claros, mates y discretos para el día es lo que recomiendan los expertos en maquillaje. Los novios pueden optar por ponerse una ropa más cómoda para la celebración postboda.

¿Y la celebración? Durante la tarde noche, por supuesto, y en algún sitio al aire libre, mejor con una carpa para evitar el sol. Para la decoración del lugar te aconsejamos un claro protagonista: el blanco. Acompañado de colores vivos, el blanco combina con todo.

Es habitual proveer a los invitados con unos graciosos abanicos para que puedan combatir las altas temperaturas. El arsenal contra el calor puede incluir además sombrillas y sombreros. También en ocasiones se les da toallitas húmedas para que se refresquen.

Para el menú de bodas elige platos ligeros y refrescantes. Gazpachos, melón con jamón, ensaladas, helados, fruta fresca…. Todo ello acompañado con bebidas bien frías. Más allá de los habituales banquetes con tropecientos platos, cada vez más en las bodas de verano se llevan los cócteles donde los invitados se van sirviendo lo que les gusta. También se imita a franquicias como cien montaditos, poniendo cubos de cerveza de diferentes marcas para disfrutar de cerveza fría en cualquier momento.

Por último, celebrar la boda en verano tiene un inconveniente que no se debe pasar por alto: es época de vacaciones. Por eso debes enviar las invitaciones lo antes posible para evitar que tus invitados hagan planes justo ese día.

Las bodas de verano en nuestra finca de bodas son un auténtico espectáculo, porque ofrecemos a los novios un entorno único, en plena naturaleza pero a solo un paso de Madrid. ¡Descúbrenos!